Progresa la reunión sobre preparación para la gripe aviar; el tema de la PI aún sin resolver

Print This Post Print This Post

Por Kaitlin Mara
Se logró un gran avance en la reunión sobre preparación para una gripe pandémica, celebrada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) en diciembre: los delegados presentes buscaron –y encontraron– una manera de satisfacer a los Estados Miembros cuyos puntos de vista divergen en cuanto a la necesidad de tener acceso a los virus y materiales biológicos relacionados así como también a las vacunas y otros beneficios.

No obstante, los temas polémicos –incluidos los derechos de propiedad intelectual (DPI) y las definiciones– aún permanecen sin resolver. Los delegados esperan que el trabajo que se efectúe de manera informal entre períodos de sesiones facilite la búsqueda de consenso cuando se reanude la reunión el próximo mes de mayo.

El texto de compromiso acordado en materia de intercambio de virus y compartición de beneficios dice lo siguiente: [los Estados Miembros] “reconocen su compromiso de compartir en igualdad de condiciones el subtipo H5N1, otros virus gripales potencialmente pandémicos para el hombre y los beneficios resultantes, considerando que éstos son de igual importancia en la acción colectiva para la salud pública mundial”. La redacción de este texto fue percibida como un éxito mayor en la reunión intergubernamental sobre preparación para una gripe pandémica celebrada del 8 al 13 de diciembre.

Las versiones anteriores fueron objeto de debates sobre el marco “voluntario” y el marco “obligatorio” sin que se logre obtener el consenso. Sin embargo, los debates informales entre Estados Miembros clave –principalmente Estados Unidos e Indonesia– culminaron con la aceptación recíproca de un texto que muchos saludaron como uno de los avances primordiales de esta reunión.

Indonesia, apoyado por otros países en desarrollo y varias organizaciones no gubernamentales, cree que sus DPI sobre las cepas víricas que se originan en su territorio le permiten determinar las condiciones de su utilización. Indonesia sostiene que a cambio de “donar” cepas víricas de gripe aviar a los laboratorios de investigación y fabricantes de vacunas, necesita una garantía que asegure la compartición de las vacunas que se obtengan a partir de dichas cepas a precios asequibles. Otros Estados opinaron que el intercambio de virus es necesario, en especial cuando los países no tienen capacidad de desarrollo de vacunas.

El vínculo entre intercambio de virus y compartición de beneficios había sido la “manzana de la discordia” entre Estados Unidos e Indonesia, comentó Abdulsalam Nasidi, responsable de la salud pública en Nigeria.

El texto de compromiso constituyó “un gran avance”, afirmó otro delegado. No obstante, agregó que las cuestiones en materia de DPI “aún quedan pendientes” y tratarlas será complicado puesto que las posiciones al respecto representan dos puntos de vista opuestos.

El tema de la Propiedad Intelectual aún sin resolver

La propiedad intelectual (PI) es “otro tema complejo”, uno que era “demasiado extenso” como para abordarlo en esta reunión, afirmó Widjaja Lukito, asesor del Ministro de Sanidad y Orden Público de Indonesia. Pero agregó que lograr la compartición de beneficios es una prioridad inicial y llegar a un compromiso al respecto representa un progreso significativo.

Esta reunión esencialmente “evitó [las cuestiones de PI] sabiendo lo polémicas que son”, comentó el delegado de un país desarrollado. Sin embargo, este tema deberá abordarse en un Acuerdo Modelo de Transferencia de Material para los movimientos de materiales biológicos, un logro fundamental de la reunión intergubernamental que todavía debe finalizarse, añadió.

Las cuestiones de PI que los Estados Miembros consideran fundamentales son qué tipo de material puede patentarse (virus enteros, partes de virus o tecnologías y otros productos que pueden desarrollarse a partir de estos virus o partes) y sobre cuáles beneficios un país de origen o un investigador puede reivindicar DPI, indicó la Presidente de la reunión, Jane Halton, de origen australiano, a los delegados presentes durante una sesión plenaria en la mañana del 12 de diciembre. Y añadió que todavía es necesario esclarecer ciertos aspectos técnicos para que sea posible redactar el texto sobre PI.

“Estas cuestiones de PI son tan cruciales”, afirmó un delegado de Estados Unidos durante la sesión plenaria, “que subsisten inquietudes incluso con respecto a si este es o no el foro indicado para tratarlas”.

Sin embargo, un delegado de Brasil afirmó que “este es el foro apropiado”, y recordó a la sesión plenaria que, este mismo año, se aprobó una Estrategia Mundial sobre Salud Pública, Innovación y Propiedad Intelectual que cambió el mandato de la OMS. Asimismo, el delegado sostuvo que “Brasil mantiene su posición a favor de tratar todo lo relativo a la salud pública en la OMS”.

Tal vez la “PI no sea el asunto más importante”, comentó Nasidi tras la última sesión plenaria. Si se pudiera convenir en que los fabricantes de vacunas otorguen licencias exentas de regalías a todos los países capaces de desarrollar vacunas, en particular en caso de pandemia, y con el propósito de salvar vidas, entonces la salud pública podría ser una prioridad sin que sea necesario reivindicar DPI.

Acuerdo Modelo de Transferencia de Material y definiciones

Una vez finalizada la reunión del 13 de diciembre, el delegado de un gran país en desarrollo advirtió que no se debe ser “demasiado optimista” dado que, aunque se está realizando un muy buen trabajo, todavía quedan muchos retos por delante. Uno de ellos es, en especial, el tema de la aplicabilidad del marco acordado a aquellos organismos y centros de investigación que pueden recibir materiales biológicos de preparación para una gripe pandémica (materiales biológicos PIP) pero que no pertenecen a la Red OMS, comentó el delegado. Esto requeriría que el Acuerdo Modelo de Transferencia de Material, que aún no se ha finalizado, establezca un mecanismo.

La dificultad de establecer el Acuerdo Modelo de Transferencia de Material reside en parte en que aún no se ha logrado un acuerdo en cuanto a lo que debe abarcar la definición de los “materiales biológicos PIP”, y esto es esencial para determinar el ámbito de aplicación de varias disposiciones del Marco de preparación para una gripe pandémica, en particular el Acuerdo Modelo de Transferencia de Material. Estados Unidos está presionando para que la definición de dichos materiales sea reducida. Está a favor de que, entre otras cosas, la definición se centre en los virus gripales “salvajes” o aislados víricos, y excluya a proteínas virales y otras partes de los virus, información sobre secuencias genéticas, células y partes celulares así como anticuerpos y proteínas derivados del virus.

Según una fuente, la posición que toma Estados Unidos consiste en seguir focalizándose en la salud pública y no en las políticas puesto que una definición más amplia incita a que se produzcan debates sobre DPI. Estados Unidos piensa que la definición que propone es la mínima requerida para alcanzar los objetivos de salud pública así como también la que podría ser objeto de consenso.

Sin embargo, otros Estados Miembros se inquietan de que una definición reducida limite el alcance de los logros de la reunión intergubernamental. Un delegado indonesio opinó que la definición de materiales biológicos debería estar vinculada a la verdadera utilización de dichos materiales en el desarrollo tecnológico. Por ejemplo, las muestras de sangre contaminada contienen material genético útil además de sólo un virus salvaje. La definición debería incluir todo este tipo de material, añadió el delegado.

El delegado de un gran país en desarrollo manifestó su inquietud con respecto al hecho de reducir la definición porque esto crearía una laguna jurídica para obviar las obligaciones establecidas en un Marco de preparación para una gripe pandémica que hace uso de la definición.

Asimismo, hubo un debate sobre si las instituciones, organizaciones y entidades que proporcionan o reciben materiales biológicos en conformidad con el Marco podrían buscar reivindicar DPI de estos materiales. Estados Unidos indicó en una sesión plenaria que quiere asegurarse de que el Acuerdo Modelo de Transferencia de Material no afectará “las obligaciones o restricciones que imponen” los DPI. Brasil intervino igualmente para decir que quiere garantías de que no se reivindicarán DPI sobre materiales biológicos compartidos con arreglo al sistema.

Nigeria dijo que podría aceptar la PI si se otorgan licencias exentas de regalías a petición de los países en desarrollo “en todo momento […] para utilizar los procesos o productos desarrollados a partir de […] materiales biológicos” compartidos de conformidad con el Marco.

El Acuerdo Modelo de Transferencia de Material es un acuerdo obligatorio en forma de anexo de un marco de recomendaciones no vinculante, explicó un participante. Esto agrega un elemento contradictorio en la negociación y, según otra fuente, significa que los aspectos del Marco que no se contemplen en el Acuerdo Modelo de Transferencia de Material tendrán mucho menos peso.

Durante la última sesión plenaria se decidió suspender la reunión intergubernamental y celebrarla al mismo tiempo que la próxima Asamblea Mundial de la Salud, programada actualmente para mayo de 2009. El informe de la reunión sobre los progresos realizados indica que la reunión intergubernamental así como dos Grupos de Trabajo han avanzado en relación con el texto de la Presidencia, el cual es un proyecto de Marco de preparación para una gripe pandémica para el intercambio de virus gripales y el acceso a las vacunas y otros beneficios. Además, casi se han terminado una serie de principios orientadores para el Marco, entre los cuales se destaca el compromiso de intercambiar virus y compartir beneficios.

Mientras tanto, se ha solicitado al Director General que emprenda varias medidas técnicas con vistas a prepararse para la continuación del período de sesiones, entre otras cosas, que lleve a cabo el trabajo necesario para perfeccionar un sistema de rastreo de los virus, preparar los mandatos para los Centros Colaboradores, los Laboratorios de Referencia de la OMS para el H5, los Laboratorios reguladores «esenciales» y los Centros Nacionales de la Gripe de la Red OMS, así como también elaborar una versión revisada de la parte técnica del Acuerdo Modelo de Transferencia de Material y un informe que identifique las necesidades y las prioridades (incluidas las opciones de financiación) en cuanto a los beneficios propuestos en el texto del Marco de preparación para una gripe pandémica.

Traducido del inglés por Analín Pedroni

Attribution-Noncommercial-No Derivative Works 3.0 Unported

Leave a Reply